Guatapé: un pueblo de contrastes | Patoneando Blog de viajes
Medellín y el desbalance de los viajes
19 febrero, 2017
Las puertas de Jardín
27 febrero, 2017

Guatapé: un pueblo de contrastes

Guatapé, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

-Te aseguro que Guatapé es uno de los lugares más hermosos de Colombia, además, las fiestas de fin de año allá son buenísimas.

Me dice una amiga por teléfono cuando le digo que recibiré el 2017 con mi familia en Guatapé, Antioquia a 79 kilómetros de Medellín.

El sitio lo escogió mi mamá meses antes. Buscaba desesperadamente un lugar diferente para pasar las fiestas y las recomendaciones nos llevaron a Guatapé. Nuestro lugar de encuentro fue Medellín. Hice una pausa en mi recorrido por Colombia para pasar tiempo en familia.

Cuando uno viaja por largo tiempo, las conversaciones con familiares y amigos se convierten en ondas volátiles empacadas en conversaciones de whatsapp o mensajes privados de Facebook. Y si hablamos de extrañar, se vuelve relativo. Extraño, sí, pero en pequeñas dosis traducidas en momentos explícitos y cortos durante el viaje. En un “qué lindo sería compartir este momento con mi mamá” o ” estoy cansada del atún, quisiera un plato de comida hecha por mi señora madre”. Son momentos puntuales que te hacen extrañar, pero en mi caso, no llega ser una pena enorme que me haga regresar, especialmente, porque fui yo quien tomó la decisión de vivir viajando.

Sin embargo, cuando mi mamá me llamó a preguntarme mi itinerario y decirme que quería pasar el 31 de Diciembre en Guatapé conmigo y con mi hermana, se me puso el corazón contento. En ese momento tan sólo tenía once semanas de haber salido de Bogotá para iniciar mi recorrido por Colombia, pero para ella, esas semanas se traducían en años. Debe ser cuestión de madres. No importa si los hijos se van por dos semanas o dos años. Si se van, se van y eso nunca las dejará dormir tranquilas.

Es por eso, que no dudé en cambiar mi itinerario. Sabía que me atrasaría y que no visitaría algunos lugares de Colombia, pero no importa. Yo quería pasar esa fecha con ella y la verdad, no pudo haber elegido mejor lugar para recibir un nuevo año con buena vibra y alegría.

Nos encontramos en Medellín donde ella y mi hermana me esperaron en el hotel. Yo pasé la noche viajando en un bus y ellas viajaron en avión (por supuesto, ellas no pueden perder el glamour ni en el peor de los casos). Pasamos varios días en Medellín, una ciudad que visitaba por tercera vez y aún no le “agarraba el gusto”. (Para leer la historia completa sobre el viaje a Medellín y el desbalance de los viajes, haz click AQUÍ)

Al cuarto día, tomamos un bus y nos fuimos para Guatapé, donde nos hospedaríamos dos noches.

  Guatapé, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

EL PEÑOL DE GUATAPÉ

Nos bajamos en El Peñol, un monolito de 220 metros de altura ubicado a 2 kilómetros de Guatapé. Mi mamá no es una señora mayor, pero sufre de hipertensión y es imposible que suba 740 escalones para acceder a la cumbre. Mi hermana es menor que yo, pero prefirió quedarse abajo con mi mamá. Yo, haciéndole honor al nombre de este blog, me fui a patonear El Peñol sola mientras ellas me esperaban abajo.

Iba a buen ritmo para no cansarme tan rápido. El ascenso es exigente, pero vale toda la pena del mundo. Llegar hasta el final tiene su recompensa porque desde allí se aprecia la mejor panorámica del embalse, que a su vez, conforma un bello paisaje en el que grandes lagos se cuelan entre las montañas.

Estando en la cima, una mujer alta y rubia me pidió el favor de tomarle una foto. Noté que no hablaba español así que en inglés le pregunté de dónde era. Rompimos hielo fácimente al saber que yo había estado en su país y que ella viajaba sola por Colombia. Hablamos un buen rato y decidimos bajar juntas para presentarle a mi mamá.

Cuando la vio, mi mamá se preocupó porque iba a pasar el año nuevo sola y la invitó a estar con nosotras. Es lo que sucede cuando tienes una hija que viaja sola por el mundo, sientes empatía con otras viajeras y quieres “adoptar” y ayudar mientras puedas. Fue un gesto que me demostró, que mi mamá ya entendía y aceptaba completamente mi estilo de vida. 

Guatapé, El Peñol, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

El Peñol visto desde lejos…

Guatapé, El Peñol, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

Llegar a su cima requiere de esfuerzo…

Guatapé, El Peñol, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

…pero la vista es la recompensa de todo.

Guatapé, El Peñol, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

Guatapé, El Peñol, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

Foto tomada por Chantal

Sentía que estaba de vacaciones. No tenía que preocuparme por vender nada, descuidé el blog y las redes sociales por esos días, no me preocupaba por buscar información para hospedarme y moverme. Me vino bien. Por un lado descansé y aunque reiteré la idea que mi forma de viajar es muy distinta a la de mi familia, me dejé llevar por la corriente.

Tomamos un Tuk-tuk o trici-moto para llegar hasta el pueblo de Guatapé. Lo primero que me llamó la atención fue lo colorido de sus edificaciones. Era diferente a cualquier otro lugar que haya visto antes. Tal vez me recordó un poco a la isla de Burano en Italia y los colores explosivos de sus casas, pero Guatapé transporta no solo con sus colores sino también con sus zócalos. 

Guatapé, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

Cada rincón es hermoso y único

Guatapé, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

La tradición empezó alrededor de 1920 cuando los zócalos los construía José Maria Parra, inicialmente para proteger las paredes de la humedad y animales de corral. Hoy en día es una bella tradición que ha crecido y los zócalos de Guatapé son su principal atractivo turístico. La técnica ha ido evolucionando y pasó de ser una imagen plana a una con tres dimensiones. Los hay con formas geométricas mientras que otros contienen escenas que relatan una pequeña historia. Nada mejor que recorrer el pueblo sin rumbo y observarlas a su paso.

Guatapé, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

Me resulta fascinante que cada pared cuente una historia.

Guatapé, calle de los zócalos, Antioquia, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

¡Este lugar me encantó!

Guatapé, Antioquia, calle de los zócalos, Colombia - Patoneando blog de viajes.jpg

Pasé varias horas recorriendo el pueblo con Chantal, la holandesa que conocí en El Peñol y luego nos rencontramos con mi familia para esperar el año nuevo. La gente del pueblo, al igual que sus paredes, es alegre. Honestamente no podía imaginar sitio mejor para descansar, para retomar energía, verme con mi familia y volver a salir.  Después de media noche Chantal se despidió de nosotras y le agradeció a mi mamá por haberla “adoptado” durante algunas horas. Ahora ella y mi hermana entienden que uno va haciendo amigos en el camino, y que puede que no los vuelva a ver, pero se quedan grabados en alguna parte, como personas importantes que le inyectaron a tu alma una buena dosis de energía positiva. Así como Guatapé y sus colores explosivos, así como la alegría de estar en casa y la nostalgia de despedirnos nuevamente. 

TIPS Y RECOMENDACIONES PARA VIAJAR A GUATAPÉ Y EL PEÑOL

*Precios 2017

Puedes llegar a E Peñol tomando un bus en la terminal de Medellín. Valor aproximado 12.000 COP

La entrada a El Peñol tiene un costo de 18.000 COP (alrededor de 7 dólares)

En la cima encontrarás restaurantes y tiendas de souvenirs

En la represa se pueden practicar algunos deportes como Kayak o moto náutica. También se puede hacer un tour en lancha o en barco por la represa.

El secreto de Guatapé, es caminar sin rumbo fijo y perderse entre sus calles.

Lina Maestre
Lina Maestre
Soy Lina y vivo viajando desde el 2014. Soy la que escribe, toma fotos y edita este blog. Nací en Colombia y he viajado en solitario y en pareja por más de 37 países. Acá encontrarás relatos de viajes, consejos y guías de destinos e inspiración para tus viajes. Tengo un libro publicado y puedes ver mi día a día a través de Instagram.  

2 Comments

  1. Susan Sánchez dice:

    Me gusto mucho el post! Proximas vacaciones alla vamos!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!